El Dr. Benjamín Guix, oncólogo y radioterapeuta en el Instituto IMOR, explica en el programa los distintos tipos de tratamiento disponibles para combatir el cáncer de mayor prevalencia en hombres

  • Los doctores Antonio Alcaraz y Benjamín Guix, miembros fundadores de Barcelona Salut, destacan la importancia del diagnóstico precoz y ahondan en los distintos tratamientos disponibles para combatir un cáncer que afecta a uno de cada diez hombres
  • El nuevo capítulo de La Ciencia de la Salud -una idea original y coordinación de contenidos de Barcelona Salut- se emite mañana en TV2 entre las 13:00 y las 14:00 horas

Pese al ser el más frecuente en hombres, el cáncer de próstata es el gran desconocido y la mitad de los varones españoles mayores de 45 años no ha acudido nunca al urólogo. Tiene exactamente la misma prevalencia que el cáncer de mama y afecta a uno de cada diez hombres. Y no es la única similitud: ambos tumores suelen diagnosticarse alrededor de los 65 años. Para acabar de completar las coincidencias, comparten la misma cifra de mortalidad, situada actualmente en torno al 20 %.

Frente a la visibilidad que tiene el cáncer de mama, el pudor y cierta leyenda negra han frenado el conocimiento social de una enfermedad que en sus fases iniciales no da ningún tipo de síntoma. Cuando aparecen los primeros indicios, la enfermedad ya está diseminada. De ahí la importancia de un diagnóstico precoz, tal como insisten los doctores Antonio Alcaraz, jefe del Servicio de Urología del Hospital Clínic, y Benjamín Guix, oncólogo y radioterapeuta en el Instituto IMOR,  en el capítulo de La Ciencia de la Salud -una idea original y coordinación de contenidos de la Fundación España Salud-, que se emitirá mañana sábado en TV2 entre las 13:00 y las 14:00 horas.

El Dr. Antonio Alcaraz vaticina que en los próximos diez años menos del 5 % de los pacientes diagnosticados acabarán muriendo de cáncer de próstata

En  “Próstata: el cáncer invisible”, los doctores Guix y Alcaraz, miembros de la Fundación Barcelona Salut, concretan los distintos tratamientos disponibles en función de la extensión y agresividad del tumor. “El tacto rectal diagnostica algunos tumores, pero realmente es un análisis de sangre el que nos va a dar la sospecha para iniciar toda la maquinaria de diagnóstico del cáncer de próstata”, explica el Dr. Alcaraz en conversación con el ex ministro y ex secretario general de la OTAN, Javier Solana.

En algunos casos, el tumor debe tratarse con radioterapia. “La radioterapia -especifica el Dr. Benjamín Guix- es una terapia de tratamiento con radiaciones y su principal aplicación es en el procedimiento contra el cáncer, que son unas células que crecen más rápidamente de la cuenta”. Con la radioterapia “lesionamos los cromosomas que están en mayor actividad y que son necesarios para la división celular, de forma que, una vez dañados, evitamos que la célula pueda crecer”, puntualiza.

El avance en las investigaciones, el desarrollo de nuevos fármacos y la imparable evolución de la Inteligencia Artificial permitirán cronificar la enfermedad en la mayoría de los casos

Durante su intervención en el programa, el Dr. Guix se detiene en los dos tipos de radioterapia existentes para combatir el cáncer de próstata -la radioterapia externa y la braquiterapia- y explica a sus alumnos en qué casos están indicados cada uno.

El avance en las investigaciones, el desarrollo de nuevos fármacos, la imparable evolución de la Inteligencia Artificial y las incalculables oportunidades de conocimiento que brinda el big data permiten al Dr. Antonio Alcaraz vaticinar que en los próximos diez años menos del 5 % de los pacientes diagnosticados acabarán muriendo de cáncer de próstata.

Lauren explica su caso en el programa: combate el cáncer de próstata desde hace siete años y su pronóstico vital es excelente. Un ejemplo perfecto de lo que sería la cronificación de la enfermedad

Aunque la genética y la herencia familiar tienen un peso importante en el desarrollo del cáncer de próstata, el estilo de vida y factores como la obesidad también influyen. Pacientes y familiares narran a corazón abierto cómo llegaron al diagnóstico y cómo es su vida varios años después.

Vocación divulgativa

La nueva temporada de La Ciencia de la Salud cuenta con 13 capítulos de cincuenta minutos de duración cada uno. Rodados entre los meses de enero y mayo en diferentes ciudades españolas y con localizaciones en algunos de los hospitales de referencia del país, los episodios se emiten los sábados entre las 13:00 y las 14:00 horas; inicialmente por TV2, para pasar posteriormente a TV1 y al Canal Internacional de la televisión pública.

Cada capítulo aborda una especialidad médica desde el punto de vista de los pacientes y de los profesionales de la salud y lo hace en torno a varias historias reales (algunas de ciudadanos anónimos y otras de personajes de relevancia pública) y a la figura de alguno de los médicos fundadores de la Fundación Barcelona Salut, cuya presencia da cohesión a la narración.

Los monográficos restantes versarán sobre obesidad, esclerosis múltiple, depresión, tabaquismo, alergias, cirugía cardiovascular y enfermedades raras. En cada capítulo de La Ciencia de la Salud se repasan los últimos avances farmacológicos y en imagen médica relacionados con la especialidad abordada.

La Ciencia de la Salud nace de la vocación divulgativa y formativa de Barcelona Salut. La entidad, integrada por una cincuentena de prestigiosos médicos de todas las especialidades, impulsa iniciativas y proyectos destinados a la investigación, el conocimiento de las ciencias de la salud y la promoción de los hábitos de vida saludables, con el objetivo de reducir la incidencia de algunas de las enfermedades más frecuentes de la sociedad actual.